Calidad lingüística. Un valor agregado para la voz de tu marca.

La traducción está lejos de ser una ciencia exacta. Los traductores humanos agregan y extraen elementos del contenido original en su misión de hacer que el mensaje original llegue al público objetivo, en el idioma relevante. La traducción automática hoy en día ofrece resultados que contienen errores de sintaxis y de gramática, y es poco usual que detecte el tono y el estilo adecuados. El Aseguramiento de la Calidad Lingüística (LQA, por sus siglas en inglés) es el proceso mediante el cual se afinan y optimizan los contenidos traducidos para adecuarse al mensaje de tu marca.

Nuestra práctica de LQA va más allá de detectar errores ortográficos y de gramática. Nos cercioramos de que el contenido traducido refleje el tono y el estilo adecuados, sea congruente con el mensaje de tu marca, y cuente con la terminología, la estandarización y la claridad que requiere. Evaluamos la calidad de tus contenidos; definimos y clasificamos los problemas encontrados, detectando errores gramaticales, de sintaxis, y de traducción literal.

Nos aseguramos de que tu contenido se apegue a tu manual de LQA, es decir, tus glosarios y guías de estilo propios de tu negocio. Si no cuentas con un manual de LQA, te ayudamos a desarrollar uno adecuado a tus necesidades, tus metas y tus audiencias objetivo.

En Transledia te ayudamos a lograr que tus contenidos hablen con tus clientes y socios globales. Contáctanos para conocer más acerca de este valor agregado.